Los insectos más raros del mundo

Los insectos más raros del mundo

Los insectos más raros del mundo

Si quieres encontrarte una especie en la Tierra que desafiará tus ideas sobre los que significa prosperar en el universo, entonces busca a los insectos. Esta es la razón por la que muchos de los aliens representados en la Ciencia Ficción tanto literaria como fílmica lucen como insectos. Los humanos los encuentran muy inusuales, debido a su forma de vida y su apariencia, además, sus hábitos son muy diferentes de los nuestros.

Hasta el momento, existen más de 900 mil especies de insectos conocidas, y es probable que existan millones más. Los insectos forman casi el 80% de las especies que habitan el planeta Tierra, así que, prácticamente, el mundo les pertenece. Hoy en nuestro portal te mostraremos a algunos de estos amos del mundo que, según nuestros estándares de belleza, se encuentran entre los animales más raros.

Globular Bocydium brasileño

Globular Bocydium brasileño, el insecto marciano

Los científicos no han podido descifrar qué es lo que sucede con esta criatura. Poseen un determinado número de apéndices en su espalda que parecen ojos de extraterrestres. El propósito de esto se también se desconoce. Son unos de los insectos de más rara apariencia y aun no sabemos por qué luce de esta manera.

Mantis Flor Espinosa

Mantis Flor Espinosa, insectos más raros del mundo

Si un día te detienes a recoger un ramillete de bellas flores, te sorprenderás de encontrar en tus manos un extraño animalito conocido como Mantis Flor Espinosa. Esta mantis puede ser de diferentes colores y formas. Algunas especies tienen lo que parecen dos ojos gigantescos pegados encima de la cabeza. Es probable que puedas llegar a encontrarlos tan bellos como las flores, de hecho, los Orchid mantis son considerados unas criaturas muy hermosas.

Weta Gigante de Nueva Zelanda

Weta Gigante de Nueva Zelanda

Si eres una persona aprensiva que no es gran fan de la langosta y su especie, probablemente querrás evitar al Weta Gigante de Nueva Zelanda. Aquí puedes encontrar uno de los insectos más grandes del mundo, llegando a medir 7 centímetros y medio de largo, y pesar 70 gramos, aproximadamente el tamaño de tu mano.

Goliathus, escarabajos Goliat

Goliathus, escarabajos Goliat

Los insectos pueden llegar a ser muy grandes, y el Goliathus, comunmente conocidos como escarabajos Goliat, es un claro ejemplo de esto. Este escarabajo puede crecer hasta 10 centímetros y pesar incluso más que el Weta Gigante descrito en el puesto 3. Estos escarabajos son nativos de África y muchas veces son utilizados como mascotas. Aman la proteína, y pueden ser alimentados con comida para perros o para gatos, incluso, pueden alimentarse de comida para bebés. Mantener un Goliath beetle puede implicar los mismos recursos que se necesitan para mantener un a tarántula.

Escarabajos Hércules

Escarabajos Hércules, el más fuerte del mundo

Este escarabajo puede no ser el más grande del planeta, pero es el más fuerte. No es solo el insecto más fuerte del planeta, sino que también es el animal más fuerte, ya que puede cargar en su espalda elementos equivalentes a 850 veces su peso.

Estrepsípteros

Estrepsípteros, top de insectos más raros del mundo

Esta pequeña mosca es como una amenaza para el mundo de los insectos. Cuando es una larva, espera por una abeja o una avispa y entonces salta sobre ellas y se acomoda en el insecto. Una vez ahí, se convierte en una larva de segunda fase tanto de género femenino como masculino. Los machos abandonan el insecto huésped y salen a buscar una pareja, mientras las hembras permanecen en el insecto y solo asoman sus genitales. Una vez fecundadas, deja los huevos y comienza el ciclo otra vez.

Hormigas guerreras

Hormigas guerreras, las hormigas más peligrosas

Si alguna vez has visto una película donde las personas son atacadas por hormigas agresivas, causándoles la muerte en algunos casos, entonces ha sido una historia basada en el comportamiento de estas hormigas. Atacar solo a una, puede hacer que la colonia entera caiga sobre el ente agresor. Pueden matar y devorar tanto a  pequeños animales como a animales grandes que se encuentran inválidos incluyendo a los humanos. Su mordida es poderosa y La mandíbula de una de estas hormigas puede permanecer  clavada incluso si las despedazas o las matas. Con este fin, los nativos las utilizan para suturas o heridas de emergencia.

Chinches asesinas

Chinches asesinas, top de insectos raros del mundo

Esta amplia categoría de insectos tiene un método de ataque inusual y extraño. Los conductos de su boca les permiten pinchar a su presa e inyectarles su toxina.  Esto adormece a su presa y vuelve sus tripas líquidas. De esta forma, las chinches asesinas pueden absorber esta comida líquida.

La esfinge colibrí

Polillas esfinge colibrí, lista de insectos raros del mundo

Incluso si evitas a los insectos, es muy probable que encuenteres a esta criatura un ser adorable. Esta polilla ha evolucionado hasta parecer un colibrí. Sus alas pueden batir increíblemente rápido, lo que da la impresión de que se trata de un ave. Estas polillas son diurnas, lo que significa que son realmente activas durante el día, otra razón por la que son confundidas con colibríes.

Abejas

Abejas, insectos más raros del mundo

Seguro te sorprenderás al ver a las abejas como uno de los integrantes de esta lista de insectos raros. Vemos abejas todo el tiempo y nos parecen animales de los más comunes, pero lo cierto es que son insectos muy raros de los que aún desconocemos disímiles particularidades y la manera en que funcionan. Las abejas son capaces de coordinarse entre ellas, incluso a grandes distancias y parecer que se comunican físicamente. Nadie sabe con exactitud cómo trabaja una colmena, pero cada enjambre se comporta más como un solo individuo que como una colonia de ellos. Claramente, las abejas tienen una forma de vida diferente a cualquiera que podamos imaginar como seres humanos.

Para algunos, los insectos son fuente de fascinación y asombro, mientras otros los encuentran repugnantes y aterradores. En ambos casos, la fascinación y repulsión se deben probablemente a la rareza de los insectos. Estos son capaces de imitar otras formas de vida, tienen raros y violentos ciclos reproductivos, pueden levantar cargas tremendas y pueden ser sorprendentemente enormes. Los enjambres de insectos se comportan más como células de un mismo cuerpo que como individuos en sociedad, a pesar de que no están físicamente conectados. Estudiando el mundo de los insectos nos permite entender la diversidad del universo. 

Compártelo en tu red social: